martes, 30 de mayo de 2017

TETRIS. La fascinante historia del mítico videojuego



Desde Vuelo de Cuervos suponemos que si os preguntan sobre el Tetris, la gran mayoría sabréis como poco, que es un videojuego muy famoso en el que caen las piezas por la pantalla y el jugador tiene que ir haciendo filas con estas antes de que se llene la pantalla.

Sin embargo, no todo el mundo sabe que detrás de este mítico videojuego, hay una historia muy compleja e interesante. Por ello, hoy vamos a hacer un repaso en el universo que rodea al Tetris.


Screen de la versión original de Tetris creada y diseñada por Alekséi Pázhitnov  (FotoWikipedia)

Historia:
Tetris (en ruso, Те́трис) es un videojuego que entra en la categoría de puzzle, que fue diseñado y programado por Alekséi Pázhinov en la Unión Soviética. Salió a la luz el 6 de junio de 1984, mientras trabajaba para el Centro de Computación Dorodnitsyn de la Academia de Ciencias de la Unión Soviética. El nombre de Tetris deriva del prefijo numérico griego tetra- (todas las piezas son conocidas como Tetrominós que contienen cuatro segmentos) y del tenis, que es el deporte favorito de su creador.

Portada de Tetris en su versión de PC (Foto: Eleconomista)

Alekséi Pázhitnov programó una versión de su juego en un Electrónika 60, según la leyenda en una sola tarde. Hay que tener en cuenta que lo realmente complejo fue llegar a la idea original del juego y no la programación en sí misma. Hoy por hoy la mecánica del juego es muy conocida y es sencillo emularla.
Alekséi Pázhitnov, creador de Tetris en 1984 

Tetris comenzó a ganar popularidad cuando Vadim Gerasimov, un joven de 16 años que trabajaba en la Academia, portó el juego a IBM PC. Desde ahí se distribuyó gratuitamente a Hungria, donde es programado para Apple II y Commodore 64 por programadores húngaros. Estas versiones llamaron la atención de Robert Stein, que intentó adquirir los derechos del juego. Antes de conseguir estos derechos, vendió el concepto robado a la empresa inglesa Mirrorsoft y a su filial estadounidense: Spectrum Holobyte, que editaron una versión para Atari ST y Sinclair ZX Spectrum. Tetris se comercializó en Europa y Estados Unidos en 1987 con la mención: «Fabricado en Estados Unidos, creado en el extranjero».

Screen de la versión de Tetris de IBM PC (Foto: Wikipedia)

Tetris ha sido históricamente uno de los videojuegos más versionados (en prácticamente todas las consolas existentes) y es, junto a las Torres de Hanói, el predilecto por los programadores noveles de videojuegos. Lucharon por robarse la idea y licenciarla Atari y Nintendo, lográndolo finalmente este último gracias a Henk Rogers. Fue el juego que acompañó a su novedosa consola portátil Game Boy, lo que popularizó tanto Tetris como la consola por todo el mundo. Logrando millones de ventas por todo el planeta.


Consola Game Boy de Nintendo, junto con el videojuego Tetris. (Foto: El blog del pirata retro)

En 1991, Alekséi Pázhitnov emigró a Estados Unidos y, cinco años después, en 1996 fundó su propia compañía, Tetris Company, junto con Henk Rogers y se apropiaron de los derechos de autor, del juego que el mismo Alekséi Pázhitnov creó años atrás.

Un ordenador Electrónika6 60, donde Alekséi Pázhinov programó Tetris (FotoSergei Frolov)

Después del éxito de este juego, muchos otros trataron de imitarlo. Juegos como Columns o Collapse son ejemplos que han intentado seguir la estela que dejó Tetris, un juego que inauguró un género dentro del panorama arcade. Atari, por su parte, como contraataque por perder la licencia de este videojuego, sacó al mercado Klax, un juego de habilidad e inteligencia con una temática similar al Columns o Puyo Puyo.

Screen del videojuego Columns para la consola de 16 Bits Sega Genesis en 1990

Existe una versión gratuita muy popular en Internet denominada TetriNET, que proporciona una versión multijugador en arquitectura cliente-servidor, en el que se pueden enfrentar a través de la red de 2 a 6 personas con la posibilidad de crear equipos. Fue creada en 1997 por St0rmCat y se encuentran en la actualidad clientes para los sistemas operativos Windows (el propio TetriNET y Blocktrix, entre otros), GNU/Linux (GTetrinet) y Mac OS X (Tetrinet Aqua). La singularidad de esta versión es que añade unos bonus especiales llamados en inglés cookies que permiten alterar el juego de los adversarios.

Screen de TetriNET (Foto: Ircdshells)

¿Como se juega?:
Nosotros tenemos en la parte superior de la pantalla un área, donde se generan los tetrominós. Estos caen por la pantalla de uno en uno, no podemos impedir la caída de los mismos pero si moverlos y rotarlos (0º, 90º, 180º, 270º) y por lo tanto decidir en qué lugar debe caer.

El objetivo es ir formando líneas horizontales. Cuando se forma una línea completa esta desaparece y todas las demás piezas que están encima descienden una posición, liberando espacio en pantalla y facilitando la tarea de colocar nuevas piezas. A medida que vamos haciendo líneas, aumenta progresivamente la velocidad de la caída de las piezas dándonos menos margen para pensar y decidir dónde colocar la correspondiente pieza. 

El juego termina cuando las piezas se amontonan hasta llegar a lo más alto de la pantalla, impidiendo la creación de nuevas piezas y haciendo que perdamos la partida.
Pentominó, el popular juego que inspiró a Alekséi Pázhinov a crear Tetris (Foto: Wikipedia)

El número máximo de líneas que se puede hacer simultáneamente es cuatro, y eso se conoce como Tetris.

Existen distintas versiones del juego, La original tiene siete piezas diferentes. Licencias posteriores añadieron formas suplementarias, incluso existen licencias para formas tridimensionales.

Las siete piezas del Tetris original (Foto: Wikipedia)

Efectos mentales de jugar al Tetris:
De acuerdo con el Dr. Richard J. Haier, jugar al Tetris de forma prolongada puede llevar a una actividad cerebral más eficiente durante el juego. La primera vez que se juega al Tetris, aumentan la función y actividad cerebral, incrementándose también el consumo de energía y glucosa por parte de este. A medida que el jugador se vuelve más hábil, el cerebro reduce su consumo de energía y glucosa, indicando una actividad cerebral más eficiente para el juego. 

Jugar al Tetris de forma moderada (media hora al día por un período de tres meses) incrementa las funciones cognoscitivas tales como "pensamiento crítico, razonamiento, procesamiento del lenguaje", elevándose también el espesor de la corteza cerebral.

Dr. Richard J. Haier (Foto: The Great Courses)

El juego puede provocar que se imaginen combinaciones de Tetris de forma involuntaria aun cuando no se esté jugando (el llamado Efecto Tetris), aunque esto puede ocurrir con cualquier videojuego o situación real que proyecte las imágenes o escenarios de forma repetida, tales como rompecabezas.


Tetris de libros (FotoPinterest)

Para concluir con este artículo, si os ha gustado el tema u os pica el gusanillo, recomendamos encarecidamente que veáis el documental: Tetris, Desde Rusia con amorPodréis encontrarlo entero en castellano en Youtube.

Os dejo como extra, uno de mis primeros microrrelatos publicados en la antología: Bocados Sabrosos V de ACEN Editorial, protagonizado por un Tetrominó.


Memorias de un Tetrominó

Cuando abrí los ojos, comencé a caer al vacío en una especie de pozo profundo y oscuro. Podía ver a mis hermanos bajo mis pies, me aproximaba a ellos a gran velocidad. Una extraña fuerza me hacía moverme a su antojo, haciéndome girar sin control. La misma fuerza me hace encajarme entre medias con uno de mis queridos hermanos, al instante, fuimos borrados. 

Y ahora si, para despedirme, os dejo este vídeo que es para un servidor, uno de los mejores que hay en todo Youtube. Tenéis que verlo hasta el final porque no tiene desperdicio alguno.

TGM 3 Tetris Arika !!! Invisible Tetris


Fuentes: Wikipedia
Imágenes: Wikipedia, Eleconomista, El blog del pirata retroSergei FrolovIrcdshellsThe Great Courses y Pinterest
Vídeo: TGM 3 Tetris Arika !!! Invisible Tetris

Articulo de Jesús Mesado Sánchez

viernes, 26 de mayo de 2017

OAK ISLAND, LA ISLA DEL "TESORO"


Oak Island es una diminuta isla, situada en el Condado de Lunenbuklirg, en el sur de Nueva Escocia - Canadá. Según el mito, un viejo tesoro ha sido abandonado ahí por los Templarios o conquistadores españoles. La caza del tesoro comenzó en 1795, cuando un joven encontró un agujero que pensó contener un tesoro pirata. A partir de ahí, diversos grupos no han dejado de explorar el lugar.
Desde hace 200 años los cazadores de tesoros no han parado para descubrir el misterio que guarda la isla siendo la obsesión de muchos de ellos: ingenieros, mineros y hasta de los norteamericanos, John Wayne y el presidente Franklin Roosevelt. Sin embargo, nadie logró descubrirlo aún.
Cuanto más hondo se cava, los agujeros se inundan debido a un sistema de canales del lugar, haciendo así más complicada la tarea.

Pero remontémonos a 1975 cuando John Smith, Daniel McGinnis y Anthony Vaughan se encontraron ante un hoyo de tierra circular, de tierra excavada ya sedimentada y bajo las ramas de un roble, de las que colgaban restos podridos de aparejos de un barco.
Al cavar llegaron hasta un pozo construido a conciencia.
A los 3 metros hallaron una plataforma de troncos de roble, incrustada horizontalmente,
A los 6 metros había otra plataforma de roble y debajo, de nuevo, tierra sedimentada. La decepción y el agotamiento les hizo desistir, aunque no pudieron olvidar el enigmático pozo y años después, en 1803, participaron en la expedición Onslow.
Cada 3 metros aparecía una plataforma de roble, pero no idénticas. Algunas eran especialmente gruesas y reforzadas con fibras de coco, masilla y carbón vegetal.
A los 27 metros encontraron una losa de pórfido, material prácticamente inencontrable no sólo en la isla del roble sino en toda Norteamérica. Y en la losa una inscripción en un alfabeto desconocido para todos los miembros de la expedición.
A partir de aquí comienzan las hipótesis: algunos lo tradujeron como una frase absurda y otros, como Barry Fell, experto en lenguas antiguas dijo que su significado era religioso.
Entonces empezaron la diversidad de posibilidades sobre lo que habría en aquel pozo, incluso llegando a especular que sería algo proveniente de Egipto.
No pudieron seguir excavando debido a la altura que tomó el agua dentro del pozo.
Durante los años siguientes siguieron las expediciones con resultados muy parecidos, pero los tres amigos no desistieron en cada una de ellas hasta que murieron de viejos.
A lo largo del tiempo se descubrieron datos importantes y curiosos: una extensa zona de playa en Smith’s Cove era artificial. No sólo eso, tenía un sistema de desagües que abastecían túneles, conectados directamente con los niveles más bajos del dichoso pozo. Y a pesar de la tecnología moderna, se llegó a la conclusión de que parece imposible cortar el flujo del agua, porque además del agua de mar existen otras corrientes subterráneas.

En 1849 una excavadora subió a la superficie eslabones de una cadena de oro y un fragmento de pergamino, lo cual hizo que se diera nuevas esperanzas y especulaciones, además de teorías varias.
En 1897 volvieron a encontrarse restos de pergamino con borrosas iniciales o letras.
En 1967-69 se encontró madera del siglo XVI y un pedazo de latón muy antiguo.
En 1972 una cámara submarina captó lo que podrían ser un par de cofres en medio de todo un laberinto de túneles, lo que parecía un cadáver y hasta una mano cortada. Pero la visión no fue nada clara por lo turbio del agua debido a la gran cantidad de sedimentos y todo quedó en meras posibilidades.

Hoy en día, la obsesión alcanzó a dos hermanos de Michigan; Rick y Marty Lagina, que compraron gran parte de la isla con el propósito de develar su enigma. Podéis incluso seguir su aventura en el programa de televisión que emite sus investigaciones, andanzas y excavaciones en la isla (os la recomendamos).

Como comprobaréis parece una historia sacada de “piratas del caribe” de la cual no sabremos nunca cuál es el secreto y lo que está enterrado en esta isla llena de misterio y que ha llevado a la obsesión de tantos y tantos. Los que sí sabemos es que a veces es mejor dejar que algunos misterios sigan escondidos, por las maldiciones que puedan traer. ¿No creéis?









CRONOLOGIA

1795: Daniel McGinnis encuentra el pozo del dinero. McGinnis, John Smith, y Anthony Vaughan cavan 30 pies de profundidad en la tierra temporalmente.
1803: La Onslow Company junto con los 3 buscadores originales comienzan la excavación. Consiguen cavar 90 pies, pero esta excavación se inundó debido a conductos y túneles que comunicaban con el océano.
1804: La excavación paralela que realizó la Onslow Company a 110 pies, también fue inundada al querer acceder al túnel principal donde se encontraba el tesoro.
1849: La Truro Company comienza a cavar. Perforan mediante 2 barriles llenos de “loose metal”. Además recuperaron 3 conexiones hacia el túnel principal hacia el tesoro.
1850: Canal subterráneo y playa artifical donde encontraron en la cala de Smith.
1861: La Isla del Roble se cobra la primera vida humana. Una caldera que estalló mató a un hombre.
1861: El fondo se hundió debido al conectar con tres túneles que se cruzaban entre sí a una profundidad de 100 pies.
1893: Fred Blair y la Oak Island Treasure Company comienzan sus investigaciones. Investigaron el túnel del derrumbamiento.
1897: La formación de rocas en triángulo fue descubierta.
1897: El cemento y el pergamino encontrados fueron descubiertos durante la perforación.
1897: La isla se cobró la segunda vida cuando Maynard Kaiser bajó por el túnel.
1899: El segundo túnel inundado, el túnel del sur de la orilla, fue descubierto.
1936: Fue encontrada la segunda piedra con inscripciones y se descubrieron más evidencias sobre el tesoro.
1965: En un día la Isla del Roble volvió a cobrarse la vida de cuatro hombres: Bob y Bobbie Restall, Karl Grasser, y Cyril Hiltz


Un artículo de Vuelo de Cuervos

Fuentes: Supercurioso y Canal Historia

Imágenes: Supercurioso, Counse, Mega TV y Canal Historia

martes, 23 de mayo de 2017

"GEORGIA GUIDESTONE", UN ENIGMÁTICO MONUMENTO


Muchos de vosotros no sabréis que "El Georgia Guidestone" es un enigmático “monumento” construido en Georgia, EE.UU. Este monumento, llamado el Stonhenge americano. Está compuesto de unas enormes placas de granito grabadas en 8 idiomas con las que se supone que son las instrucciones para reconstruir la civilización después de un apocalipsis.

Dentro de su enigma tampoco se sabe quién está detrás de esta curiosa construcción o el por qué de hacerlo.
El proyecto, fue construido por la empresa Granite Finishing Company, y financiado por un hombre que uso el nombre de Robert C. Cristian. Lo raro de esto es que nadie sabe quién o a quienes podría representar. Una de las teorías es que R. C. Cristian es un seudónimo que haría homenaje al fundador de los rosacruces Christian Rosenkreuz. Se trata de una legendaria orden secreta fundada en 1614, por el propio Cristian, que, según la leyenda, nació nada más y nada menos que en 1378. Sería pues una organización esotérica y francmasona. Según los documentos, este hombre dejó instrucciones exactas para la construcción de su monumento: medidas, materiales, orientación astronómica, y las pequeñas muescas y agujeros que debían aparecer para que se pudiera localizar la Estrella Polar y calcular los solsticios y equinoccios.
Las  ”instrucciones”  para la reconstrucción de la civilización  están en inglés, español, hindú, chino, árabe, ruso, hebreo y swahili, además de instrucciones en escritura cuneiforme de babilonia, en griego clásico, sanscrito y jeroglíficos egipcios.
También cuenta con muescas y agujeros taladrados para determinar la fecha, la localización de la Estrella Polar y calcular los solsticios y equinoccios.
Cada una de las principales losas de piedra pesan alrededor de 19 toneladas, el apoyo central pesa unos 2175 kilos y la parte superior alrededor de 10800 kilos.
Las inscripciones en la principal piedra dice:
-Mantener la humanidad en un equilibrio de 500.000.000 de habitantes, en equilibrio perpetuo con la naturaleza.
-Guiar la reproducción sabiamente para mejorar la aptitud y la diversidad.
-Unir a la humanidad con un nuevo idioma para todos.
-La fe, la pasión y la tradición deben llevarse con la razón templada.
-Proteger las personas y las naciones con leyes y tribunales justos.
-Dejar a todas las naciones resolver sus problemas internos y los conflictos externos en una corte mundial.
-Evitar leyes mezquinas y funcionarios inútiles.
-Equilibrar los derechos y deberes de cada persona.
-Premiar la verdad, la belleza y el amor en búsqueda de la armonía con el infinito.
-No ser un cáncer para la tierra, dejar espacio para lo natural, dejar espacio para la naturaleza.
A pocos metros hay una pequeña losa de granito donde se identifican la estructura y las lenguas utilizadas en el Guidestones, aparte de varias listas de datos sobre el tamaño, peso y características de las piedras, la fecha en que fue instalado y los patrocinadores del proyecto. También habla de una cápsula del tiempo enterrada bajo la losa, sin fecha de apertura. Cada lado de la losa es perpendicular a uno de los puntos cardinales.
En la parte superior central de la tableta está escrito: “El Guidestones Georgia, erigido el 22 de marzo de 1980″.
Justamente debajo hay un cuadrado en cuyo interior pone: “Que ésta sea una guía hacia una Edad de la Razón”.  En el lado izquierdo de la losa hay un texto que identifica las aperturas que están realizadas en el Guidestones.
1. El monumento se encuentra en el punto más alto del Condado de Elbert.
2. En el equinoccio o solsticio, los visitantes que están en el lado oeste de la ranura pueden ver la salida del sol en el horizonte.
3.Canal a través del cual se puede la estrella polar.
4. Apertura por la cual un rayo de sol a mediodía marca el día del año.
Cápsula del tiempo: Situado a seis pies por debajo de esta losa. Que se abrirá en (no pone fecha.)

Como veis, en la tierra no deja de haber cosas que nos sorprendan, ni misterios que nos dejen con la boca abierta. A la imaginación de cada uno, y sus cavilaciones, dejamos este artículo que da qué pensar.










Un artículo de Vuelo de Cuervos
Fuentes: Supercurioso
Imágenes: Supercurioso y Counse

viernes, 19 de mayo de 2017

ENTREVISTA A JAVIER ARRIES


Javier Arries durante su charla en el Festival Corvus et Draco
Muy buenas amigos. Hace unos días estuvimos con Javier Arries; pasamos una tarde agradable y pudimos descubrir muchas cosas que os dejamos en esta entrevista.
Nosotros pudimos disfrutar de su compañía durante el evento del año pasado, en el "Corvus et Draco" donde nos dio una clase magistral sobre el terror en la literatura. Después de aquel día tuvimos claro que había que entrevistarle, que todo lo que sabe es necesario hacerlo llegar las veces que sean necesarias. Así que para nosotros fue un honor poder compartir con él este rato, que esperemos no sea el último.
Javier Arries junto a Jose Manuel Segura durante la entrevista
No hay duda de que, Javier Arries, es una de las personas que más admiramos en nuestro equipo. Su facilidad para comunicar y su capacidad para dejarnos boquiabiertos con la cantidad de conocimiento que tiene, es algo que no deja indiferente a nadie.
Disfrutad, que seguro lo haréis, tal y como hicimos nosotros.







SOBRE JAVIER ARRIES

Javier Arries nació en Madrid, en 1963. Es licenciado en Ciencias Físicas por la Universidad Complutense de Madrid en la especialidad de Física de la Tierra y del Cosmos. En la actualidad trabaja como profesor de informática. Con anterioridad ha desarrollado labores como programador de redes y bases de datos.
Libros publicados por Javier Arries:


Desde muy temprana edad, se sintió atraído por la Física y la Ciencia en general, pero también por el mundo y la fenomenología de lo anómalo y  del pensamiento mágico; una afición que en su momento le llevó a investigar y conocer, desde dentro y de primera mano, lugares, personajes y grupos relacionados con la cábala, la magia, la alquimia, la brujería…


Puedes comprar los libros "Objetos Malditos" y "Magia en el antiguo Egipto", AQUÍ
Puedes comprar su libro "Vampiros", AQUÍ.
Puedes leer más sobre él AQUÍ.



Entrevista y artículo de JM Segura 

martes, 16 de mayo de 2017

11,4 SUEÑOS LUZ DE NICHOLAS AVEDON

SINOPSIS

“En el París del siglo XXIII donde todo está en venta, las emociones puras son de gran valor para aquellos que no pueden vivirlas. Ariel de Santos es un creador de sueños vívidos, uno de los pocos artistas capaces de modelar las emociones para seducir e inspirar a un mundo que se ha olvidado de soñar.
Junto a Joanne, su musa y amante, irán desenterrando oscuros secretos de su pasado, en una lucha contrarreloj para participar en la empresa humana más ambiciosa de la historia, un viaje sin regreso hacia un destino en las estrellas.
“11,4 Sueños luz” es una novela distópica y oscura, donde los personajes sufren y aman, perdonan y olvidan.

Más de cincuenta millones de personas malviven en la megalópolis que se ha convertido París en el siglo XXIII.  La antigua ciudad de la luz se ha transformado en una ciudad corrupta e inhumana. La mayoría de sus habitantes vive sumido en una zona gris donde no llega la luz del sol: el piso cero. Mientras, las élites, ajenas a todo, no abandonan nunca las gigantescas torres, olvidando la miserable existencia de los mugrosos, aquellos que viven en el piso cero.
Después de la fallida colonización de Marte, parecía que ya no quedaba esperanza en el mundo, pero un grupo de filántropos financió el proyecto Veluss. Un plan muy ambicioso: Llevar el hombre más allá del sistema solar: treinta mil hombres y mujeres —los mejores—, ellos y sus nietos, tendrían una nueva oportunidad, en el sistema Procion, a 11.4 años luz a bordo de la nave M2010.”



RESEÑA

Voy a empezar diciendo una cosa y voy a ser directa, a veces encuentras grandes escritores que merecen muy mucho la pena y me da mucha rabia que nadie, con el suficiente “poder” para sacarlos a la luz no se fije en ellos, los “caza talentos” no sé dónde se meten a la hora de publicar una u otra obra, porque de haber una libro destacado en librerías ese sería “11,4 sueños luz”.
En esta obra, narrada en el París del siglo XXIII, viviremos la vida de un creador de sueños vívidos (recuerdos artificiales con los que una persona puede sentir como propios los sentimientos recreados por modelos anónimos), cuyo nombre es Ariel de Santos; conoceremos la droga llamada “Trunk” y lo que es capaz de hacer nuestro protagonista por amor y por demostrar que él también es capaz de conseguir.
Nicholas, el autor de esta obra, nos narra y resume a la perfección cómo sería la sociedad de un París tan colapsado por gente, que no nos resulta nada complicado imaginárnoslo como algo del presente.
Nuestro protagonista se puede permitir en un ático a todo lujo, pero vive inmerso en un chantaje que le mantiene en un sin vivir y le fuerza, casi hasta el límite de la ruina.
En un París donde importa demasiado a que raza perteneces, Ariel pasa desapercibido con otro nombre y al límite de ser deportado con un pasaporte falso.
Para mí ha sido la primera novela Cyberpunk que he leído y he de destacar toda la trama en ella; me ha encantado la manera en la que Nicholas nos pone en cada lugar y en cada situación, con una gran capacidad para ambientar cada escenario e imaginarnos ese París sobrepoblado en exceso, donde el poder, el vicio y las ansias de ser superior quedan patentes.
Ariel conocerá a Joanne, su musa y amante, con la que descubrimos la parte más vulnerable de Ariel. Cuando éste se entera de que ella está superando las pruebas para viajar más allá de las estrellas, Ariel no se lo piensa y sin decirle nada se sumergirá, al igual que ella en una serie de pruebas para poder acceder al viaje dentro de la nave M2010.
Pero no todo queda aquí, también conoceremos a otros protagonistas que harán de toda la historia una trama muy bien pensada, así como los escenarios dentro de una realidad virtual que nos hará conocer a alguien muy importante dentro de la novela y que tiene mucha relevancia dentro del final.
Una novela que plasma lo que es capaz de hacer el ser humano por sobrevivir, mientras otros han tenido la suerte de nacer con una flor en el culo o un pan debajo del brazo.
A lo largo de la novela hay que decir que queda demostrado cómo va cogiendo ritmo y aunque al principio parece que le cuesta tomar velocidad, dado que Nicholas quiere explicarnos todo bien y ponernos al día, después se lee con total agilidad y disfrute.

Totalmente bien definida y argumentada, “11,4 sueños luz” se ha convertido para mí en un gran descubrimiento del que espero tener noticias muy pronto con su segunda parte.



SOBRE EL AUTOR


Nací en Madrid en 1975. De pequeño quería ser astronauta, y me encantaban los libros que explicaban los planetas, el cosmos y las naves espaciales. Desde entonces no he cambiado demasiado. Hace veinte años desistí de ser astronauta, o astrónomo. La nota de selectividad solo me daba para astrólogo. Desde entonces renuncié a los planetas y me dediqué a mi otra gran pasión: los ordenadores.

De lunes a viernes, vivo enterrado en una oficina, pero por las noches me transformo en Avedon y no paro de elucubrar historias complejas, con personajes atormentados y llenos de realidad, cuanto más oscura mejor. Adoro las historias sucias y los finales felices. Mis universos están llenos de cielos grises y mentiras, drogas y emociones intensas. No obstante me gusta pensar que en todas mis historias hay siempre esperanza y belleza escondida.
Leo prácticamente de todo, sí, incluso novela erótica, aunque soy un gran fan de la ciencia ficción lo cierto es que me gustan las historias de personajes complejos, y es algo que la ciencia ficción no suele cultivar. Por eso mis novelas y mis relatos tocan tantos aspectos que no son comunes en la ciencia ficción, como las relaciones personales, las personalidades complejas y las pasiones humanas. Siempre están por delante de la trama, ya que considero los personajes como lo más importante de una historia.
Como lector, mis géneros favoritos han sido siempre la fantasía y sobre todo la ciencia ficción. Si tuviera que nombrar a cinco autores que han creado imágenes imborrables en mi cabeza han sido Robert Silverberg (Muero por Dentro), F. Polh (Pórtico), Phillip K. Dick (Ubik), Süskind (El perfume), Irving (Una mujer difícil), Bukowski (Mujeres) y William Gibson (Neuromante). Otros autores con gran influencia en mi son Houllebecq, Umbral, Bolaño, Welsh y por supuesto Palahniuk.
Como escritor mi carrera pública es breve. Aunque he publicado profesionalmente decenas de artículos, columnas de opinión y toneladas de contenido técnico, en el terreno literario solo he publicado un breve ensayo sobre agricultura transgénica. Para otros he escrito de todo: desde manuales de juegos de rol, artículos técnicos, ensayo, teatro, guión, y opinión. Sin embargo, lo mío es la novela.
A finales de 2016, tras cuatro años de trabajo, he publicado mi primera novela: “11,4 sueños luz,” pura ciencia ficción distópica con tintes ciberpunk y de novela negra. Al principios de 2017 publiqué “Histerias ficticias“, una recopilación de relatos que contiene ciencia ficción y fantástico, entre otros géneros. En preparación tengo varios proyectos más.

PÁGINA WEB DE NICHOLAS AVEDON: http://nicholasavedon.com/



Por Lorena Gil

viernes, 12 de mayo de 2017

LOS TRES ASTRONAUTAS QUE MURIERON SONRIENDO

A veces nos da por navegar por internet y encontrar cosas curiosas. En esta nueva etapa del blog queremos haceros participes también no solo de la literatura, sino también de la cultura, de las cosas que desconocemos, de enigmas, misterios, del arte y todo lo que conlleva conocimiento.
Es por ello, que el otro día “husmeando” por webs de misterios (curiosos que somos), nos encontramos con esta historia. Nos sorprendió el título de la misma y empezamos a investigar y mirar. Fue sorprendente como empezaba el titular en todos los casos: “los tres astronautas que murieron sonriendo”.
.


Los tres astronautas rusos que se despidieron de sus familias un 6 de junio de 1971
Sus nombres eran Viktor Patsayev, Vladislav Vólkov y Gueorgui Dobrovolsk. Fueron los elegidos para realizar una tarea muy relevante en la Soyuz 11, que quedó para siempre en los libros de historia por ser la primera misión tripulada que tenía como objetivo habitar una estación espacial.
Los tres hombres fueron despedidos como héroes, sin lugar a dudas, lo que iban a hacer iba a ser toda una proeza y un éxito dentro de la carrera espacial soviética.
El 8 de junio iniciaron ya las primeras tareas en la estación orientando sus paneles hacia el sol. Algo tan sencillo que de inmediato, llegó a la prensa de todo el mundo.
Los siguientes días realizaron tareas simples de mantenimiento, y entre tarea y tarea contactaban por televisión. En esas conexiones se les recomendaba no dejar de hacer ejercicio para combatir los efectos de la ingravidez.
Estuvieron en la estación hasta el 29 de Junio, lo que se convirtió en un récord y entonces se decidió que regresasen a casa.
En la tierra todo el mundo estaba tranquilo por el regreso de sus héroes y aunque no había comunicación con ellos, cosa normal al atravesar la ionosfera, todo el mundo confiaba en el regreso sanos y salvos.
Fue entonces cuando algo pasó. La nave había aterrizado pero no se escuchaba sonido alguno, ningún astronauta de los tres ayudaba para abrir la escotilla y… sonreían sin saber el por qué y sin mover un solo músculo.
Estaban muertos. Algo les pasó durante el regreso a la tierra, algo que no sabremos nunca.
Al principio todo apuntaba a que la cabina sufrió un fallo de compresión, pero los cuerpos no tenían ninguna hemorragia interna, ni trombosis… nada que hiciese comprender qué había ocurrido. Pero aquellas sonrisas de felicidad seguían clavadas en las retinas de todos los que los vieron al abrir la escotilla, esas sonrisas de completa felicidad convertidas en algo siniestro.
El médico Gultekin Gaymec dijo que era probable que cuando entraron en la ionosfera sufrieron la carga eléctrica de la atmósfera, por lo que se les elevó la alcalosi en la sangre y en los tejidos, haciendo así que su corazón se detuviese y quedase ese rictus en sus caras.
La última conversación que tuvieron fue la siguiente:

“Aquí Yantar” – dijo Dobrovolski – “Todo va perfectamente a bordo. Estamos en plena forma. Preparados para el aterrizaje. Ya veo la estación. Brilla el sol”. “Hasta ahora Yantar” – respondió el control en la Tierra – “Pronto nos veremos en la Patria”.

Es terrible imaginar que, aún con las sonrisas, los tres debieron de ver el horror de cerca, el horror de morir antes de llegar a casa, de comprender que se acabaría para ellos la vida y que jamás volverían a ver a sus familias, y aun así, esas sonrisas, como si de un plan malévolo se tratase.

Todos sabemos que el espacio es algo que nos fascina y a la vez nos aterra. 
Ayer, cuando decidíamos qué reportaje subir, de los que tenemos preparados, nos acordamos de este en concreto; y que casualidad que coincide (y no nos acordábamos) con una nueva entrega de una de las películas que más nos encanta a todos: Alien: Covenant. 
Porque a veces parece que la realidad supera la ficción, porque ahí fuera nunca se sabe qué nos puede esperar, porque en el espacio nadie puede oir tus gritos...

Con todo nuestro respeto y admiración a los hombres y mujeres que están ahí arriba, mirándonos desde un lugar maravilloso y en el fondo tan desconocido, que dan sus vidas e igual no regresan nunca a casa. Puede que jamás sepamos qué hay más allá, si estamos solos o si, por el contrario, quizás haya cosas que jamás debamos descubrir.






Un artículo de Vuelo de Cuervos

Fuentes: Canal History, Supercurioso.

Imágenes: Nasa y Canal History.

martes, 9 de mayo de 2017

LAS GUERRAS DEL CÓDIGO DE JUAN MANUEL SÁNCHEZ VILLOLDO

SINOPSIS

“En una pequeña comunidad de la América rural, los niños desarrollan una salvaje deformidad que hará de ellos asesinos monstruosos bautizados como coyotes.
Tras un primer combate y aparente victoria, otro pueblo es atacado y todos los habitantes devorados. Julián Mozzi, superviviente de la primera batalla, es convocado para dirigir las operaciones de contención de este nuevo ataque.
Pero esta no es una novela de zombies. No hay infecciones ni contagios. Puede que los coyotes sean la respuesta de la naturaleza al vaciado de especies, o quizás al orgullo del ser humano.
Las guerras del código relata el conflicto entre el ser humano y la naturaleza, una batalla que se gesta en nuestro interior desde el origen de la vida. Ahí se esconden nuestros peores miedos.”

| Ediciones Cívicas | 
| ISBN: 978-84-944466-8-9 | CF | 301 págs. | PVP: 16€ |
Tamaño: 14*25 |  2016 |


RESEÑA

Quien me conoce sabe perfectamente que mi “amor” literario por Juan Manuel Sánchez Villoldo (Villoldo para mí), viene desde hace ya un par de años, desde que empezó a colaborar en Vuelo de Cuervos. Sin duda alguna es uno de los mejores escritores que he conocido, y sí, para mí lo es, porque Villoldo es capaz de, con pocas palabras, escribir historias que tardar en borrar de la mente, produciéndote una sonrisa, asombro, terror…
Cuando me dijo que le iban a publicar su primera novela me faltó tiempo para hacerme con ella. En cuanto cayó en mis manos me la leí casi sin respirar.
En ella, en “Las guerras del código”, Villoldo narra una historia llena de acción, aventura, y de decisiones difíciles, de vidas llenas de historias, algunas terribles y con remordimientos.
Sabe captar y definir a cada personaje perfectamente, lo que hace que podamos integrarnos en la historia con total facilidad y engancharnos como una gata en celo a unas cortinas.
Nos lleva por donde quiere a lo largo de todas las páginas, consigue que leamos horrorizados, pero también sorprendidos con el paso de cada hoja.
Viviremos en la piel de Julián Mozzi, nuestro protagonista, su reencuentro con los “coyotes” y el recuerdo de algo que tuvo que hacer hace tiempo. Nuestro protagonista se ve envuelto en una misión a la que no quiere ir, pero que, por circunstancias de la vida, y por la salud de su mujer, no puede negarse a marchar a luchar contra los “coyotes”. Se encontrará en una situación que pondrá al límite su cordura, sus recuerdos y su vida en general.
Por otro lado nos pondremos en el lugar de una “coyote” de nombre EVA, que para mí ha sido uno de los grandes descubrimientos de la novela. La capacidad de Villoldo para narrar cada paso dado por esta niña-coyote te hace replantearte demasiadas cosas de cómo somos los humanos y lo mucho que tenemos que aprender.
En cada capítulo que vamos pasando la acción va en aumento, llegando al punto de no poder cerrar el libro hasta saber qué y cómo pasa al final. Un final que queda dentro de uno de los mejores como idea dentro de un libro de ciencia ficción.
Quizás, quienes lo han leído, digan que hay situaciones que se salen de lo habitual, que no encuentran sentido o incluso que sobran; pero para mí todas y cada una de las escenas hacen un todo en una novela que es digna de ser una de las mejores que he leído el año pasado junto con otros grandes escritores ya consagrados dentro de la ciencia ficción.
La idea de Villoldo en esta novela no es otra que la de hacernos ver cómo sería si el ser humano tuviera que adoptar ciertas características animales en el proceso evolutivo más allá de lo que somos ahora.
La forma de escribir de Villoldo no os va a dejar indiferente, es una de sus grandes capacidades, logra recrear escenarios, conversaciones y tramas con una agilidad sorprendente para sumergirte por completo en lo que quiere contar.
Si queréis leer algo diferente, nuevo y realmente adictivo os aconsejo esta novela, no como amiga de Villoldo, si no como lectora y crítica de todo lo que cae en mis manos, para bien y para mal.

Sin duda alguna, Villoldo está capacitado para llegar lejos y eso, sin lugar a dudas, se ve en todo lo que escribe.


SOBRE EL AUTOR

(Bilbao-18/07/62) Estudió televisión en la Escuela de cine y vídeo, y radio en el IVCN. Durante 25 años trabajó como locutor de radio en diferentes medios, R. Popular, Onda Vasca, Intereconomía, Punto radio, Cope, Cadena 100, Radio Miramar, Cadena Ibérica… Fue subdirector de Hora 13 hasta el año 2004. Anteriormente colaborador y habitual articulista de la revista EN RUTA, dedicada al turismo. Durante 20 años ha sido profesor de audiovisuales en diferentes centros, formando técnicos de radio, televisión, iluminadores, editores, locutores, etc. En la actualidad, trabaja en Filipinas como Production Manager del Canal 56.

Bibliografía: “Blue”, finalista en el concurso literario Las otras realidades. “Gotten Wille” publicado con Dolmen editorial dentro de la antología Los albores el miedo. “120 palabras vacías”, seleccionado y publicado en la antología Sentimientos (Letras con arte). “Siempre te querré”, publicado en la antología Evil Children de Vuelo de cuervos. “Los Herederos” publicado en la Antología de Ciencia Ficción de Letras con arte. “El regalo”, publicado en el blog especializado en literatura de terror Vuelo de cuervos. “El artesano” publicado en Vuelo de cuervos, especial Muñecos diabólicos. “Tan solo un susurro” y “El límite del universo”, publicados en Ficción científica. eN 2016 EC.O publicÓ su primera novela (ciencia ficción) "Las guerras del código". Ha comenzado la pre producción para llevar al cine uno de sus relatos, en concreto el titulado “La cena” que fue publicado en la revista Vuelo de cuervos.



Por Lorena Gil